Hoja informativa: Uso de bastones por parte de la policía de Salinas en el arresto de José Velasco

(English)

En esta página

  1. Resumen de lo que sucedió antes, durante y después del arresto del Sr. Velasco.
  2. Video de la conferencia de prensa completa del jefe de policía Kelly McMillin llevada a cabo el 11 de junio de 2015, que incluye las grabaciones y transcripciones de las llamadas al 911 que motivaron el arresto.
  3. Texto del comunicado de prensa del Fiscal de Distrito del 1 de julio de 2015, en el que anuncia que llegó a la conclusión de que el uso de la fuerza por parte de los oficiales de la policía estuvo justificado y que José Velasco será acusado de dos delitos graves (“felonies”) y de un delito menor (“misdemeanor”).
  4. Comentarios del jefe Kelly McMillin sobre las conclusiones del Fiscal de Distrito, que incluyen una explicación sobre cómo se evalúa el uso de la fuerza.

1. Resumen de los acontecimientos del 5 de junio de 2015

  • Según informes policiales y múltiples testigos, José Velasco estaba corriendo en medio de la calle, en la que había mucho tráfico, cerca de la esquina de North Main Street y Bernal Drive en Salinas, mientras gritaba y se lanzaba contra los automóviles, y luego arrastró a su madre hacia el tránsito, la tiró al suelo y la atacó.
  • Posteriormente, el Sr. Velasco le manifestó a la policía – y un análisis toxicológico confirmó – que estaba drogado con metanfetaminas. Según su historial clínico publicado con su permiso, él consume metanfetamina habitualmente desde los 12 años. Su historial revela que le diagnosticaron anteriormente una psicosis temporal causada por su consumo reciente de drogas, conocida como trastorno psicótico inducido específicamente por las drogas. (Hasta ahora, no se cuenta con pruebas que demuestren que tenga una enfermedad mental independiente del uso de las drogas).
  • Dos oficiales de la policía que intervinieron en el hecho ordenaron reiteradamente al Sr. Velasco que se alejara de su madre, que estaba gritándole para que se detuviera. Los oficiales intentaron separarlo de ella. Él se resistió con violencia.
  • Los oficiales intentaron lanzarle choques eléctricos con una pistola Taser, pero aparentemente no tuvieron efecto ni los dos disparos exitosos con dicha pistola ni un contacto directo con ella. La insensibilidad al dolor es uno de los efectos de la intoxicación con metanfetaminas y posteriormente él declaró ante la policía que los choques eléctricos no le hicieron efecto.
  • Persistiendo en su resistencia, el Sr. Velasco quitó una pistola Taser y su funda del cinturón de un oficial.
  • Los oficiales llamaron para pedir refuerzos y comenzaron a golpear al Sr. Velasco con sus bastones. Los oficiales que intervinieron fueron cinco, quienes finalmente lograron esposarlo.
  • Asimismo, le colocaron una capucha de malla en la cabeza para proteger a los policías y al personal de la ambulancia.
  • Se lo trasladó en ambulancia al Centro Médico de Natividad. En el camino, intentó atacar a un oficial de la policía y a un paramédico del departamento de bomberos. En el hospital, siguió resistiéndose y fue necesario administrarle un sedante antes de tratarlo por las lesiones que sufrió durante el arresto.
  • Esas lesiones fueron moretones en los brazos y en las piernas, una fractura en la pierna, y un corte en la cabeza por el que tuvo que recibir puntos.
  • Todos los usos de la fuerza por parte de la policía suelen ser objeto de una revisión interna. En este caso, a fin de aumentar la transparencia, la rendición de cuentas y la confianza, el Jefe de la Policía le solicitó al Fiscal de Distrito que llevara a cabo una investigación independiente. La investigación del Fiscal de Distrito reveló que “después de realizar un examen exhaustivo de todos los elementos de prueba disponibles, que incluyen consultas independientes con dos instructores certificados de tácticas defensivas con uso de bastones y armas similares, no existen evidencias suficientes para demostrar que algún oficial haya cometido un delito durante el incidente". (El comunicado de prensa del Fiscal de Distrito del 1 de julio de 2015 se encuentra más abajo).

Haga clic para ver el comunicado de prensa original de la policía.

2. Conferencia de prensa, 11 de junio de 2015

El jefe de la policía de Salinas Kelly ofreció una conferencia de prensa el jueves, 11 de junio, en la cual dio a conocer las grabaciones y transcripciones de las llamadas al 911 que motivaron el arresto de José Velasco y en la cual anunció que, a fin de aumentar la confianza pública en el proceso, le solicitó al Fiscal de Distrito del Condado de Monterey que llevara a cabo una investigación independiente sobre el uso de la fuerza por parte de los oficiales a cargo del arresto.

Más información actualizada de la conferencia de prensa y preguntas más frecuentes:

  • Múltiples testigos declararon que el Sr. Velasco atacó de manera violenta a su madre.
  • En una entrevista realizada después de su arresto, él le dijo a la policía que estaba drogado con metanfetaminas y que estaba alcoholizado al momento del incidente, aunque los análisis toxicológicos posteriores revelaron la presencia de metanfetaminas, pero no de alcohol, en su cuerpo. Según su historial clínico publicado con su permiso, él es consumidor habitual de metanfetaminas desde los 12 años.
  • Al Sr. Velasco se le diagnosticó un trastorno psicótico inducido específicamente por las drogas, lo cual significa que su estado psicótico temporal fue ocasionado por su uso reciente de drogas.
  • El Sr. Velasco tiene amplios antecedentes criminales y se sabe que es miembro de la pandilla de los Norteños.
  • Ha de observarse que, mientras que la información sobre el consumo de drogas, estado mental y antecedentes criminales del Sr. Velasco puede ser pertinente a la hora de evaluar la posibilidad de que se trate de una persona violenta, dicha información no es directamente pertinente a la hora de evaluar el uso de la fuerza por parte de la policía. Dicho uso se evalúa en función del nivel de fuerza necesario para encarar la situación de violencia en el instante en cuestión y no de la causa de la violencia.

A continuación se presenta un video de la conferencia de prensa (Inglés).

En relación con la Parte 2 del video de la conferencia de prensa, puede encontrar las transcripciones de las llamadas al 911 aquí.

3. Comunicado de prensa del Fiscal de Distrito del Condado de Monterey del 1 de julio de 2015

CARGOS PENALES PRESENTADOS CONTRA HOMBRE DE SALINAS QUE GOLPEÓ A SU MADRE; NINGÚN CARGO PRESENTADO CONTRA LOS OFICIALES QUE LO ARRESTARON

El Fiscal de Distrito del Condado de Monterey, Dean D. Flippo, anunció hoy que se presentaron tres cargos en contra de José Velasco, residente de Salinas de 28 años de edad, por los actos cometidos el 5 de junio de 2015. Los cargos son por ataque en grado de delito grave con posibilidad de producir una importante lesión física contra la madre del Sr. Velasco, Rita Ramírez; por quitarle la pistola Taser al oficial de la policía de Salinas David Pritt mientras se resistía al arresto, que es un delito mayor; y ataque en grado de delito menor contra el bombero Collin Mitchell. La lectura formal de cargos contra Velasco se realizará el 2 de julio en el Departamento 11 a la 1:30 pm.

Asimismo, después de realizar un examen exhaustivo de todos los elementos de prueba disponibles, que incluyen consultas independientes con dos instructores certificados de tácticas defensivas con uso de bastones y armas similares, no existen evidencias suficientes para demostrar que algún oficial haya cometido un delito durante el incidente.

Conforme a la Norma de Conducta Profesional del Estado de California nro. 5-120, los abogados debidamente matriculados no deben realizar declaraciones extrajudiciales que impliquen la posibilidad sustancial de perjudicar considerablemente un caso en trámite. El objetivo de esta norma consiste en impedir que las partes planteen sus argumentos sobre el caso ante la prensa. Por lo tanto, la norma preserva el derecho del que gozan ambas partes a un juicio justo. El uso de la fuerza por parte de los oficiales y la admisibilidad de dichas pruebas constituirán una cuestión esencial en el caso de Velasco. Por ello, dado que el caso de Velasco se encuentra en trámite, el Fiscal de Distrito tiene prohibido brindar explicaciones sobre la decisión de no presentar cargos contra los oficiales. La publicación de los hechos y del razonamiento en torno a la decisión implica el riesgo de una posibilidad considerable de perjudicar el derecho del Sr. Velasco a un juicio justo. El Fiscal de Distrito espera que se den a conocer más pruebas en la audiencia preliminar de Velasco.

4. Comentarios del jefe de la policía Kelly McMillin sobre el resultado de la investigación del Fiscal de Distrito sobre el arresto de José Velasco

Preparados para su difusión

1 de julio de 2015

Estoy satisfecho con las conclusiones del Fiscal de Distrito en el sentido de que el uso de la fuerza por parte de los oficiales estuvo justificado.

Como indica el Fiscal de Distrito en su comunicado de prensa, por ahora no podemos hablar sobre los detalles de las conclusiones, ya que esos detalles constituirán elementos de prueba en el juicio del Sr. Velasco.

Pero sé que muchas personas están preocupadas por el uso de la fuerza, y hablando en términos generales, les puedo ayudar a entender cómo evalúa la ley si el uso de la fuerza está justificado o no:

La pauta más importante que debemos recordar es la siguiente: ¿qué nivel de fuerza se necesita para controlar a esta persona? Y además es importante entender que, especialmente en las situaciones violentas, no estamos abordando la causa del comportamiento, sino el comportamiento en sí mismo.

A los oficiales se los entrena para que usen el mínimo nivel de fuerza necesario en el momento. Aquí se describen los distintos niveles de fuerza que existen como opciones, según el comportamiento de la persona:

1. El nivel más bajo de fuerza – y el que siempre preferimos utilizar – es decirle a la persona que se detenga y se rinda. Los oficiales a menudo hacen eso varias veces si pueden.

Si es posible contener a la persona, de tal manera que no represente una amenaza, puede que los oficiales hablen con esa persona durante un largo rato. Si la persona en cuestión manifiesta signos de enfermedad mental, los oficiales utilizarán los conocimientos adquiridos en su Capacitación de Intervención en Crisis y/o llamarán a los profesionales de salud mental para que los asistan.

2. El siguiente nivel de fuerza consiste en intentar aprehender a la persona – si es que esto puede hacerse de manera segura –.

3. El próximo nivel de fuerza podría ser el de intentar utilizar una pistola Taser o aerosol picante de defensa personal.

4. El próximo nivel de fuerza podría consistir en golpear a la persona con un bastón. No nos gustan los bastones, ya que no solamente duelen, como la pistola Taser, sino que también pueden causar lesiones. Recurrimos al bastón cuando las otras opciones fracasaron o cuando es aparente que las otras opciones no van a superar la resistencia del sospechoso. A los oficiales se los entrena para que apunten a la parte superior e inferior de las piernas y a la parte superior e inferior de los brazos. Tratan de evitar los golpes en las articulaciones, el tórax, la cabeza o la columna.

Se debe tener en cuenta que para reducir a una persona que opone resistencia violenta, los oficiales necesitan que la persona deje de resistirse, que deje de hacer algo amenazante como sacar un arma visible y que muestre las dos manos para que los oficiales sepan que no está tratando de tomar un arma oculta.

Quisiera destacar que aunque estoy satisfecho con las conclusiones del Fiscal de Distrito, nunca nos complace usar la fuerza — queremos evitarla siempre que sea posible. En este caso, no es que piense que el Sr. Velasco “merecía” que se lo golpeara con bastones porque estaba bajo los efectos de las drogas y exhibía una conducta muy violenta. La fuerza debería utilizarse únicamente para efectuar un arresto cuando no hay otra alternativa. Eso es lo que pasó en este caso.

Question of the Day

What can I do if there is a loud party in my neighborhood?

If someone is having a loud party in your neighborhood you may call the Police Department for assistance. When deciding whether to call the police you must also decide whether the noise is at a level that your peace is being disturbed. If it is, you next need to decide whether you would be willing to press formal charges in order to get the noise to stop or be turned down to a tolerable level.

Most often, the mere fact that you are willing to press charges will help us to solve the problem so that no actual charges need be pressed. If you...

Our Latest News via Twitter